La reina con los maristas pederastas

Arturo del Villar

EN el real armario de su majestad la reina católica nuestra señora se observa que le gustan los monos, como los usados por los obreros para trabajar, pero en su caso para presumir de árbitra española de las elegancias. Lo hemos comprobado una vez más el 26 de abril de este 2022, en la ceremonia de entrega de los premios de literatura infantil y juvenil de la Fundación SM. Casualmente ese mismo día se anunciaba en los medios de comunicación, como la noticia del año, que su marido el rey católico nuestro señor accedía, después de ocho años de reinado, a hacer público su patrimonio personal, que suma 2.267.942,80 euros. Solamente el suyo, no el de su mujer, que en ropas y joyas supera sin duda esa cantidad. Hace bien, porque está comprobado que con los monos queda monísima. Las iniciales cautelosas de la Fundación SM corresponden a Santa María, porque es propiedad de la Congregación de Hermanos Maristas, dedicada a la educación según sus normas de niños y jóvenes, a los que además adoctrinan con las ediciones de libros adaptados a sus ideas presuntamente religiosas. Lamentablemente se instaló en España en 1888, y en la actualidad está acusada de numerosos casos de pederastia que ha reconocido, por los que pidió públicamente perdón y prometió realizar una investigación para reparar los daños causados a las víctimas. Hasta ahora no ha dado más detalles. Desde luego la investigación se presenta lenta, ante el elevado número de casos a examinar.

La reina católica no tiene inconveniente en presidir actos de los hermanos maristas, pese al hecho de que estén denunciados 31 de sus colegios españoles, por haberse cometido en ellos abusos sexuales contra los alumnos, los vasallitos a los que debiera proteger Letizia. Figuran documentados en el informe elaborado por el diario madrileño El País sobre las denuncias de abusos sexuales a menores por parte de eclesiásticos españoles, solamente en los últimos tres años, entregado al papa Paco el 2 de diciembre de 2021, y a continuación al cardenal Juan José Omella como presidente de la Conferencia Episcopal Española.

Tanto el papa como el cardenal han prometido estudiar el informe, a la vez que mostraban su repulsa por la comisión de esos hechos que ellos consideran pecados, pero la legislación civil delitos. Eran conocidos desde siempre por la sociedad, pero silenciados hasta ahora por la jerarquía eclesiástica, cuando se han convertido en noticia común en todos los países en los que hay sacerdotes catolicorromanos.

Aunque la Leti sea reina y señora de todos los españoles, incluso de los que la rechazamos, parece que no debiera colaborar con una fundación propiedad de una congregación supuestamente religiosa, culpable de cometer abusos sexuales a niños. Para muchos de sus vasallos constituye un escándalo, y un motivo más para denostar a una monarquía protectora de delincuentes.

ARTURO DEL VILLAR
PRESIDENTE DEL COLECTIVO REPUBLICANO TERCER MILENIO















Comentarios
Añadir nuevo
Nombre:
Email:
 
Título:
Código UBB:
[b] [i] [u] [url] [quote] [code] [img] 
 
 
:angry::0:confused::cheer:B):evil::silly::dry::lol::kiss::D:pinch:
:(:shock::X:side::):P:unsure::woohoo::huh::whistle:;):s
:!::?::idea::arrow:
 

3.26 Copyright (C) 2008 Compojoom.com / Copyright (C) 2007 Alain Georgette / Copyright (C) 2006 Frantisek Hliva. All rights reserved."

 

El Bueno

EL FEO

EL MALO

UNO QUE PASABA POR AQUI