Miedo real

Arturo del Villar

LOS principales diarios nazionales que todavía se imprimen han demostrado en las primeras páginas de este 26 de abril de 2022 su lacayismo borbónico. Han convertido en noticia descomunal que su majestad el rey católico nuestro señor Felipe VI de Borbón haya accedido, después de ocho años de reinado, a publicar su patrimonio. Era de esperar que el archimonárquico y protofascista Abc lo anunciara a toda plana en la primera, y tampoco sorprende que en El País, El Mundo, La Razón y La Vanguardia lo insertaran en la parte superior de la suya. Más comedidos fueron los catalanes El Periódico, El Punt Avui y Ara, también en sus primeras.

Después de conocerse los chanchullos de su padre y de su hermana Cristina en compañía de su marido, para enriquecerse aprovechando su condición, lo que fue, eso sí, noticia extraordinaria, aunque sin ninguna repercusión popular, más los escándalos protagonizados por Juan Carlos y sus barraganas, la actitud agresiva de la consorte Letizia y las andanzas sorprendentes de los sobrinos Froilán y Victoria Federica, que en otros países hubieran provocado una revolución popular, Felipe VI ha debido de sentir miedo a la posibilidad de que el pueblo español despierte del sueño inducido por el opio del fútbol y por fin se decida a pedirle cuentas, como responsable de la familia irreal que preside. Por eso se ha animado a publicar su patrimonio personal.

Nos ha revelado que asciende a 2.267.942, 80 euros en cuentas corrientes y de ahorros, y a 305.450 en obras de arte, antigüedades y joyas. Comparado con los dos mil millones amasados por su padre Juan Carlos I durante su vergonzoso reinado, eso es calderilla. Y verdaderamente no es mucho, teniendo en cuenta que él no tiene ningún gasto particular, porque se los estamos pagando absolutamente todos desde su primer pañal y el primer biberón que tomó. Como tripríncipe de Asturies, Girona y Viana cobró un sueldo mensual desde 1998 hasta su acceso al trono en 2014, cuando empezó a recibir el salario de jefe del Estado. Los palacios con su servidumbre y gastos inherentes de alimentación, luz, calefacción, mantenimiento, vehículos, viajes y caprichos corren por cuenta de sus vasallos, de modo que puede ahorrar todo su salario al completo.

Y algunos de sus vasallos no adormecidos por el opio del fútbol, tan bien extendido por los medios de comunicación nazionales, nos preguntamos a cambio de qué derrochamos tanto dinero en mantener al rey, más a la familia irreal. ¿Para qué nos sirve el rey Felipe VI a sus vasallos? No hay nadie que pueda responder a esta pregunta. A juzgar por los medios de comunicación de masas, solamente para que cuando asista a algún acto público los edecanes reúnan a unas cuantas marujonas, a las que suministran banderas borbónicas de papel, con la misión de vitorearlo. Nos sale carísimo.

Al día siguiente de publicarse su patrimonio, el 26 de abril, ¡oh feliz casualidad! (¿o no?), el Consejo de Ministros ha aprobado un real decreto,  que por ello no necesita ser discutido en las Cortes, para que el Tribunal de Cuentas fiscalice a partir de ahora la actividad económica de la Casa Irreal. No hará mucho, teniendo en cuenta que la vigente Constitución proclama en el tercer punto del artículo 56 que “La persona del Rey es inviolable y no está sujeta a responsabilidad”, y el primer párrafo del 65 dispone que el rey puede hacer lo que le dé la real gana con el dinero que le corresponda en los Presupuestos Generales del Estado.

Otra medida de amparo a la monarquía, por consiguiente, y otro engaño al pueblo. Lo único que a los vasallos nos importa es que se organice un referéndum para que podamos elegir libremente la forma del Estado, como se hizo en Italia y en Grecia al superar sus respectivas dictaduras, y desde entonces son repúblicas. Precisamente por eso a los españoles se nos impide opinar, por saber cuál sería el resultado de la consulta, la proclamación de la III República. Pero de una manera o de otra llegaremos a ella, gritando como en la Gloriosa Revolución de 1868: ¡Viva España con honra! ¡Abajo los borbones!

ARTURO DEL VILLAR
PESIDENTE DEL COLECTIVO REPUBLICANO TERCER MILENIO

Comentarios
Añadir nuevo
los herederos de Franco   |2022-04-28 13:52:22
simple operación de maquillaje de una monarquía ilegítima y corrompida
Nombre:
Email:
 
Título:
Código UBB:
[b] [i] [u] [url] [quote] [code] [img] 
 
 
:angry::0:confused::cheer:B):evil::silly::dry::lol::kiss::D:pinch:
:(:shock::X:side::):P:unsure::woohoo::huh::whistle:;):s
:!::?::idea::arrow:
 

3.26 Copyright (C) 2008 Compojoom.com / Copyright (C) 2007 Alain Georgette / Copyright (C) 2006 Frantisek Hliva. All rights reserved."

 

El Bueno

EL FEO

EL MALO

UNO QUE PASABA POR AQUI