El Constitucional avala que saldar una deuda con sexo oral es legal en España

Julio Bastida Palma.El Tribunal Constitucional se lava las manos y dice que no quiere entrar en valorar si saldar una deuda entre adultos a base de felaciones o sexo oral es legal o no. Para el alto tribunal la demanda ha incurrido en el defecto insubsanable de no haber cumplido el requisito que exige el artículo 49.1 LOTC de razonar en su escrito la especial trascendia constitucional del asunto y por ese motivo decide inadmitir a trámite el caso. Consecuentemente, con esta decisión avala la sentencia del Tribunal Superior de Justicia de Balears que falló en ese sentido. A partir de ahora, dos personas adultas están legitimadas judicialmente para satisfacer las deudas contraídas entre ambas partes «en especies». Es decir, que podrán acordar liquidar las cargas económicas mediante felaciones o cualquier relación sexual como si de un contrato contractual se tratara.

 

La Audiencia de Palma entendió en su día que saldar una deuda contraída de forma voluntaria con felaciones o «convertirse en su xiribeva» mientras liquidara el préstamo pendiente no es constitutivo de delito. La Sección 2 de la Audiencia de Palma, presidida por Diego Gómez-Reino, acordó desestimar el recurso de apelación interpuesto por la víctima descartando a su vez la existencia de un delito continuado de coacciones. Todo ello, en contra de la petición del ministerio fiscal y del propio juez instructor. La historia se remonta al mes de septiembre del año 2019, cuando la mujer, debido a problemas económicos importantes, decidió pedir ayuda a su excuñado, un varón de 58 años. Tras establecer las condiciones de la deuda, la dicente recibió un ingreso en su cuenta de 15.000 euros.

Sin plazo de devolución

La excuñada dice que no estipularon ningún plazo ni cantidad de dinero para solventar dicho préstamo. Es decir, que iría devolviéndole así como pudiera. Pero a los pocos días, siempre según consta en la denuncia, el hombre le indicó que debido al favor que le había hecho con el dinero, ella tenía que hacerle dos o tres ‘biberones’ (felaciones) por semana. Hasta en cinco ocasiones llegaron a verse, entablando una conversación y finalizando la cita con sexo oral. Todos los encuentros tuvieron lugar en el interior del vehículo del denunciado.

La mujer explicó que en todo momento se sintió muy amenazada por su excuñado con frases como: «Si me haces lo que me gusta, no tienes ni puta idea de lo contenta que estarás de mí. Porque yo soy muy radical. Yo tanto puedo ser agresivo como vengativo. ¿Eres consciente de lo que te acabo de decir? No tengo muchas piedades el día que me pongo en plan de combate. No lo debes poner en duda». Y para acabar con una frase lapidante: «Mientras dure la deuda conmigo me harás de xiribeva (puta)». Días atrás, la mujer, muy presionada, decidió contar los hechos a su madre y a un amigo. Cuando el excuñado se enteró que lo había contado, muy envalentonado le dijo a la mujer que en su próxima cita llevase el móvil con mucha carga de batería, para grabar todo lo que tenía que decir y lo escucharan esas paparres.

Acoso continuado

A partir de ahí, el acoso fue continuo, con llamadas y mensajes amenazantes (presentados en la denuncia ante la Policía Nacional). El 3 de enero, la denunciante recibió una carta certificada en la que se le vejaba. También mantenía una advertencia, «o cumples o te denunciaré». Los abogados de la víctima solicitaban la incoación de un delito de abusos sexuales.

El juez instructor lo quería dejar en coacciones graves y la Fiscalía en coacciones leves. Al final, la Audiencia lo desestimó. La parte denunciante presentó un recurso de constitucionalidad. Esta noticia generó gran polémica. Incluso la ministra Irene Montero la criticó con dureza cargando contra el TSJIB.

Comentarios
Añadir nuevo
Alf   |2022-01-03 22:49:04
Leed la noticia, porque es algo vergonzoso lo que se expone en
ella.

Básicamente, el acuerdo inicial del prestamo no incluía ese tipo de
pago, pero el prestamista acosó y obligó a la víctima a pagarle de esa manera
bajo amenazas y coacciones. Y para el tribunal, eso es totalmente respetable y
acorde a derecho.

Vamos, que mañana pido un prestamo al Santander, y el
director de la sucursal puede obligarme a que se la chupe, aunque no hayamos
acordado eso previamente, dentro de la legalidad.

Todo muy gracioso y
jocoso.

Lo de esta justicia es una puta basura.

Increíble.
chimo   |2022-01-03 22:49:33
le corta lapolla y deuda saldada
epic   |2022-01-03 22:51:38
el sexo se convierte en un bien cuantificable y se permite su
mercadeo.
Contratar a una prostituta es simplemente hacerla un préstamo sin
devolver en dinero pero sí en carne.
Lo dicho, los puteros y traficantes de
mujeres estarán muy contentos, ahora no son explotadores ni realizan trata de
mujeres, simplememente son tratos bancarios de préstamos de 3, 10, 100 o 10.000
euros.
safo   |2022-01-03 22:53:52
Vamos a ver, la mujer denuncia al prestamista por coacciones. La Justicia
debería pronunciarse sobre eso, no sobre cómo pagar la deuda. Que yo sepa, si
alguien te presta dinero, no te pueden obligar a hacer su voluntad para
pagarles. Lo complicado sería si el tío pudiera demostrar que ella acordó con
él esa forma de pago y luego se arrepintió, pero tampoco aún así creo que
pudiera obligarla a nada legalmente, aparte de que le devuelva el dinero con
intereses. Y en el caso de que los dos hubieran estado de acuerdo, ahí no tiene
nada que decir el Constitucional,...de verdad que no entiendo a santo de qué
tienen que pronunciarse sobre la legalidad de esa forma de pago. No cambia el
hecho de que hubiera coacciones o no.
Nombre:
Email:
 
Título:
Código UBB:
[b] [i] [u] [url] [quote] [code] [img] 
 
 
:angry::0:confused::cheer:B):evil::silly::dry::lol::kiss::D:pinch:
:(:shock::X:side::):P:unsure::woohoo::huh::whistle:;):s
:!::?::idea::arrow:
 

3.26 Copyright (C) 2008 Compojoom.com / Copyright (C) 2007 Alain Georgette / Copyright (C) 2006 Frantisek Hliva. All rights reserved."

 

El Bueno

EL FEO

EL MALO

UNO QUE PASABA POR AQUI