Las cuentas desorganizadas de Ábalos

Arturo del Villar

EL secretario de Organización de la mafia que usurpa el nombre antes ilustre de Partido Socialista Obrero Español, José Luis Ábalos, también ministro de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana en el Gobierno presidido por el Perico Sánchez, intervino este 25 de enero de 2020 en un mitin del llamado Partido Socialista de Galicia, que tampoco lo es, celebrado en Santiago de Compostela con el lema “O cambio”. Eso es lo que deseamos una mayoría de españoles, el cambio rápido de Gobierno. Según informa la Agencia EFE el organizador del actual PSOE habló sobre sus intenciones, para intentar detener las críticas que se le acumulan, y afirmo categóricamente: Yo vine para quedarme y no me echa nadie. Si no fuese secretario de Organización del PSOE mi encuentro con la vicepresidenta venezolana no tendría tanto interés. Lo que tratan de atacar son unas siglas con 140 años de honradez.

Menos años, y no los últimos. El Partido Socialista fundado por Pablo Iglesias Posse, apodado El Abuelo, el 2 de mayo de 1879 como una organización marxista, republicana y atea, cuenta con un historial honorable impecable hasta su XXVIII Congreso, celebrado un siglo después de la fundación, el 20 de mayo de 1979. Ese día su entonces secretario general, Felipe González, de infeliz memoria, consiguió quitarle sus señas de identidad, privándole de la condición de marxista, poniéndolo al servicio más servil del rey, y pactando con la Conferencia Episcopal Española los asuntos de índole religiosa. Si tuvieran alguna dignidad no habrían refundado, como ellos dicen, el PSOE del Abuelo, sino creado uno nuevo a su imagen y semejanza para delinquir.

A MATAR CON LOS GAL

Lo que resultó de ese cambio fue una mafia creadora de los Grupos Antiterroristas de Liberación (GAL), que estuvieron matando y secuestrando entre 1983 y 1986, cuando presidía los gobiernos el padrino Felipe González. En 1986 la Audiencia Nacional dictó órdenes de prisión incondicional para los dos ejecutores de los crímenes, el subcomisario de Policía José Amedo y el inspector Michel Domínguez, pero de las investigaciones resultaron finalmente condenados un general y un teniente coronel de la Guardia Civil, el ministro del Interior, el secretario de Estado de Seguridad, el jefe de la Lucha Antiterrorista, el jefe de la Brigada de Información de Bilbo, el secretario general del Partido Socialista de Bizkaia, los gobernadores civiles de Gipuzkoa y Bizkaia, y Amedo y Domínguez. Al padrino González lo apartaron del caso para no dañar la imagen del reino, porque es cierto que resulta denigrante comprobar que el jefe del Gobierno de una nación europea es el dirigente de una mafia criminal.

José Amedo no quedó contento con su papel como responsable organizador de la red, lo que nadie creía porque su capacidad de acción como subcomisario de Policía provinciano no llegaba a tanto. Por ello en 2006 publicó un memorial titulado La conspiración. El último atentado de los GAL, impreso en Valencia para la editorial Espejo de Tinta, con 399 páginas, en el que acusa a González de haber ordenado su constitución y de estar informado sobre todas sus actividades delictivas, lo que era absolutamente comprensible para todos, excepto los jueces que no quisieron procesarle.

Especial resonancia mediática tuvo el secuestro, tortura y asesinato por la Guardia Civil de dos jóvenes patriotas vascos, José Antonio Lasa y José Ignacio Zabala, en octubre de 1983, cuando González presidía el Gobierno. Sus cuerpos aparecieron enterrados en cal viva en Busot (Alacant). La Audiencia Nacional condenó en abril de 2000 a un general, un teniente coronel y dos agentes de la Guardia Civil como autores de los crímenes, y al gobernador civil de Gipuzkoa como inductor y encubridor, pero nadie acusó al presidente del Gobierno. El 2 de noviembre de 2010 el Tribunal Europeo de Derechos Humanos confirmó las sentencias.

Y A ROBAR

La mafia socialista corrupta no se dedicó solamente a matar, sino también a robar para financiar al partido, con unas comisiones que se reservaban los ejecutores. Crearon unas empresas ficticias, Filesa, Matesa y Time—Export para cobrar comisiones de contratos celebrados con la Administración Pública, entre 1983 y 1989, bajo la presidencia del padrino González, el político más corrupto de toda la historia de España, incluidas las dos dictaduras militares. En 1995 la Audiencia Nacional dictó un auto de procesamiento contra 39 sociatas imputados por falsedad en documento mercantil, malversación de fondos públicos, apropiación indebida, falsedad en documento público, delito monetario, tráfico de influencias y asociación ilícita. Por sentencia del 28 de octubre de 1997 fueron condenados ocho sociatas a diversas penas de prisión.

Parece que el organizador Ábalos no conoce la historia de su partido, en el que ingresó en 1981 después haber pasado por las Juventudes Comunistas y el Partido Comunista de España, en los que no se encontraba cómodo porque son asociaciones que no roban ni matan. Por eso se incorporó al partido que usurpa el nombre de Socialista Obrero con el que lo creó Pablo Iglesias Posse, en donde ostenta cargos políticos que le permiten continuar la tradición impuesta desde la llegada del padrino González.

Al menos podía haberse enterado de la muy reciente sentencia dictada por la Sección Primera de la Audiencia Provincial de Sevilla el pasado muy cercano 19 de noviembre de 2019, contra miembros del Partido Socialista de Andalucía. En sus 1.821 páginas se analiza el conocido como caso de los ERE, los expediente de resolución de empleo utilizados por los sociatas andaluces entre 1980 y 2018 para apropiarse de más de mil millones de euros. Han sido condenados los dos expresidentes de la Junta de Andalucía sociata, Manuel Chaves y José Antonio Griñán, y otros 19 altos cargos, al haberse probado que cometieron los delitos de malversación y prevaricación. Entre los condenados se halla la exministra Maleni Álvarez.

Ante estos terribles casos de crímenes y robos llevados a cabo por el llamado impropiamente Partido Socialista Obrero actual, que no tiene ningún parecido con el fundado por El Abuelo, resulta una minucia recordar que además de delincuente es mentiroso. El padrino González prometió en 1982 que si alcanzaba el poder sacaría al reino de España de la Organización Terrorista del Atlántico Norte, la genocida OTAN al servicio del imperialismo gringo. Puesto que entonces no conocíamos su calaña, muchos le votamos en las elecciones del 28 de octubre de 1982, lo que le dio una mayoría absoluta que le permitía gobernar como quisiera. Lo que hizo fue organizar un referéndum consultivo no vinculante para el 12 de marzo de 1986, con la recomendación a los electores por parte de ese PSOE de votar favorablemente. Nos engañó, como es lógico en un mafioso.

Con este historial delincuencial del falso PSOE que conocemos todos los españoles con algunos años sobre nuestra memoria, se atreve el secretario Ábalos a recordar “140 años de honradez”. Que lo deje en un siglo justo, hasta que el padrino González se lo apropió, con la probación, es indudable, de una mayoría de afiliados. Y lo que él inició lo han continuado los demás jefes de los gobiernos sociatas, incluido el actual, mientras se lo permitamos.

ARTURO DEL VILLAR
PRESIDENTE DEL COLECTIVO REPUBLICANO TERCER MILENIO

Comentarios
Añadir nuevo
IVÁN ROBOYMATOVICH   |2020-01-27 22:11:23
estos dejan el pañales la mafia siciliana, la calabresa y la marsellesa,
imitan más bien el modelo ruso
Un hombre solo  - Bravo D, Arturo   |2020-01-28 03:58:02
La cúpula de impostores... Aprovechados de las bases y de una sociedad
ignorante y/o conformista. Saludos Sr, Arturo. Gracias.
Nombre:
Email:
 
Título:
Código UBB:
[b] [i] [u] [url] [quote] [code] [img] 
 
 
:angry::0:confused::cheer:B):evil::silly::dry::lol::kiss::D:pinch:
:(:shock::X:side::):P:unsure::woohoo::huh::whistle:;):s
:!::?::idea::arrow:
 

3.26 Copyright (C) 2008 Compojoom.com / Copyright (C) 2007 Alain Georgette / Copyright (C) 2006 Frantisek Hliva. All rights reserved."

 

El Bueno

EL FEO

EL MALO

UNO QUE PASABA POR AQUI