La polémica tecnología RFID y sus aplicaciones

 Alfonso Arbaiza

Si existe un sector que, podríamos decir, da servicio a prácticamente todos los sectores de la industria, ése es el sector logístico. Para comprar un coche éste tiene que llegar al concesionario desde la fábrica, donde antes han recibido todos y cada uno de los componentes que lo forman para construirlo, y para ello, previamente los proveedores se han servido, a su vez, de las materias primas que otros les han suministrado. Y lo mismo ocurre con un alimento, un electrodoméstico, una prenda de vestir o cualquier otro bien destinado al consumo.

 

Toda esa cadena de suministro depende indefectiblemente de la actividad logística, cuyos costes en algunos casos llegan a representar un importante porcentaje de los costes totales de una empresa. De ahí que optimizar los procesos logísticos sea clave para mejorar la productividad y la competitividad de una compañía, y las Tecnologías de la Información son un factor decisivo para conseguirlo.

Uno de los aspectos más relevantes del proceso logístico es la trazabilidad, o conjunto de procedimientos que permiten seguir la ubicación y trayectoria de un producto a través de todas sus etapas de producción, transformación y distribución. La trazabilidad está muy unida a los controles de calidad. Es de suma importancia para la protección de la salud de los consumidores y para mejorar el seguimiento y la transparencia de los movimientos de los animales y sus productos.

En la actualidad existen tecnologías que facilitan este proceso, como la identificación por radiofrecuencia (RFID), el código de barras bidimensional (más barata que la anterior), el seguimiento de carga por satélite (la más novedosa) o el código de barras EAN 128 (ofrece más información del producto que el código de barras tradicional). No obstante, las tendencias actuales muestran una importancia creciente del uso del RFID en todos los sectores de la industria: fábricas de aeronáutica, gran distribución, logística y transporte, defensa, seguridad, líneas de producción...

En esencia, consiste en añadir una etiqueta electrónica (tag) al producto, que permite disponer de información en tiempo real sobre su situación e incidencias en cada momento de su trayectoria comercial (como, por ejemplo, el control de temperatura de los contenedores en que se transportan los alimentos). Con esta etiqueta, cada producto o lote de productos adquiere una identidad única. A eso se añade un dispositivo electrónico (PDA o BlackBerry) emisor/receptor que sincroniza la información de la etiqueta con el software de almacenamiento, gestión y consulta de datos, y una antena que genera un campo electromagnético y permite la lectura y escritura de datos en el tag. De este modo, los productos pueden almacenarse (y obtenerse toda la información asociada a ellos) de manera interactiva, lo que representa un importante ahorro de costes en protocolos de trabajo de campo que implican una carga importante de recogida de datos y su posterior procesado y gestión.

Mención especial merece el sector farmacéutico. Actualmente reclama la necesidad de alcanzar un acuerdo europeo para homogeneizar la trazabilidad y estandarizar los etiquetados de los productos, con el objetivo de mejorar el funcionamiento de la cadena de suministro y garantizar la máxima seguridad en la administración de medicamentos al paciente. Para ello, la tecnología RFID se postula como la más apropiada, pues reduciría la manipulación humana, que puede derivar en graves errores en un entorno como el hospitalario.

Pero RFID no sólo se usa para trazar los elementos de la cadena de suministro, sino también para reducir las falsificaciones de productos de alta gama, trazar las maletas de los aeropuertos, sistemas de pago… Todo un mundo de posibilidades por descubrir.

Pero esta tecnología no está exenta de polémica. Ver las excelentes aportaciones de Miguel Jara en el debate de su blog

 

Comentarios
Añadir nuevo
Nombre:
Email:
 
Título:
Código UBB:
[b] [i] [u] [url] [quote] [code] [img] 
 
 
:angry::0:confused::cheer:B):evil::silly::dry::lol::kiss::D:pinch:
:(:shock::X:side::):P:unsure::woohoo::huh::whistle:;):s
:!::?::idea::arrow:
 

3.26 Copyright (C) 2008 Compojoom.com / Copyright (C) 2007 Alain Georgette / Copyright (C) 2006 Frantisek Hliva. All rights reserved."

 

El Bueno

EL FEO

EL MALO

UNO QUE PASABA POR AQUI